Manejo activo del trabajo de parto y su relación con la morbilidad materno perinatal. Revisión Servicio Clínica El Rosario y Universidad Pontificia Bolivariana - Medellín, Antioquia Agosto 2001 - Agosto 2002

Autores/as

  • Luis Guillermo Echavarría Restrepo
  • María Nazareth Campo Campo
  • Ana Cecilia Gómez Mejía

DOI:

https://doi.org/10.18597/rcog.599

Resumen

El manejo activo del trabajo del parto parece ser una opción válida en nuestro medio para obtener buenos resultados en la atención de pacientes obstétricas. Se define como manejo activo de parto aquel en el cual el obstetra toma un papel activo, conductor y acompañante de la paciente gestante en trabajo de parto.

El requisito básico para ingresar la paciente en el manejo activo es que esté en un verdadero trabajo de parto, en fase inicial o avanzada. Los componentes del manejo activo son:

1. Ingreso de la paciente; requisitos mínimos: inicio de trabajo de parto (tres contracciones en diez minutos) y/o dilatación cervical igual o mayor a 3 cm.

2. Analgesia para el trabajo de parto.

3. Ruptura temprana de membranas, siempre y cuando esté en trabajo de parto verdadero.

4. Dosis adecuadas de oxitocina, que conserve un patrón contráctil fisiológico.

5. Vigilancia estricta de la paciente. 1,2

El manejo activo del trabajo de parto ha demostrado sus bondades en los resultados materno y perinatales, tales como la disminución de la hemorragia posparto, el acortamiento de la duración del trabajo de parto, el acompañamiento efectivo del equipo de salud a la gestante, el alivio del dolor y de manera indirecta, la disminución de la tasa de cesáreas, cuando esta se realiza, justifica su causa con más precisión.

Se realizó un trabajo descriptivo retrospectivo mediante la revisión de las historias clínicas de 405 pacientes pertenecientes a una empresa promotora de salud atendidas de parto en la clínica El Rosario (un centro hospitalario con capacidad de resolución de los tres niveles de atención) durante el período agosto 2001 - agosto 2002, y que cumplían con los criterios de manejo activo.

Se encontró que el 77% de las pacientes estaba entre los 18 - 35 años y el 45% era primigestante. Las complicaciones hemorrágicas se presentaron sólo en el 1,4% de las pacientes y el porcentaje de cesáreas fue del 24,3%. Se obtuvo una duración del trabajo del parto menor a seis horas en el 84,6% de las pacientes y se disminuyó la duración principalmente en primigestantes en más del 30% de su tiempo, sin encontrar resultados adversos perinatales inmediatos.

Este trabajo descriptivo retrospectivo nos abre la posibilidad de plantear estudios con características epidemiológicas más detalladas que convaliden los hallazgos en nuestro medio y nos permita recomendar este manejo con el reconocimiento de la medicina basada en la evidencia.

Biografía del autor/a

Luis Guillermo Echavarría Restrepo

Coordinador Postgrado Ginecología y Obstetricia, Facultad de Medicina UPB. Coordinador de la Unidad Materno Infantil, Clínica Universitaria Bolivariana.

María Nazareth Campo Campo

Residente Ginecología y Obstetricia III año, UPB.

Ana Cecilia Gómez Mejía

Residente Ginecología y Obstetricia III año, UPB.

Referencias bibliográficas

Satin AJ, Leveno KJ, Sherman ML, Brewster DS, Cunningham FG. High-versus low dose oxytocin for labor stimulation. Obstet Gynecol 1992;80:111-16.

Satin AJ, Mayberry MC. Chorioamnionitis: a harbinger of dystocia. Obstet Gynecol 1992;79:913-15.

Seyb ST, Berka RJ, Socol ML, Dooley SL. Risk of cesarean delivery with elective induction of labor at term in nulliparous women. Obstet Gynecol 1999;94:600-7.

Peaceman MD, López-Zeno JA, Minogue JP, Socol ML. Factors that influence route of delivery-active versus traditional labor management. Am J Obstet Gynecol 1993;169:940-4.

Socol ML, Peaceman AM. Active management of labor. Obstet Gynecol Clin North Am 1999;26:287-94.

O'Driscoll K, Foley M, MacDonald D. Active management of labor as an alternative to cesarean section for dystocia. Obstet Gynecol 1984;63:485-90.

López-Zeno JA, Peaceman AM, Adashek JA, Socol ML. A controlled trial of a program for the active management of labor. N Engl J Med 1992;326:450-4.

Frigoletto FD Jr, Lieberman E, Lang JM, Cohen A, Barss V, Ringer S, et al. A clinical trial of active management of labor. N Eng J Med 1995;333:745-50.

Rogers R, Gilson GJ, Miller AC, Izquierdo LE, Curet LB, Qualls CR. Active management of labor: does it make a difference? Am J Obstet Gynecol 1997;177:599-605.

Rogers J, Wood J, McCandlish R, Ayers S, Truesdale A, Elbourne D. et al. Active versus expectant management of third stage of labor: The Hinchingbrooke randomized controlled trial. Lancet 1998;351:693-9.

American College of Obstetricians and Gynecologists. Induction of labor. ACOG Practice Bulletin Number 10. Washington, DC: ACOG, 1999.

Turner M, Brassil M, Gordon H. Active management of labor associated with a decrease in cesarean section rate in nulliparas. Obstet Gynecol 1988;71:150-4.

Sadler LC, Davison T. Active management of labor reduced the duration of the first stage of labour but not the rate of cesarean section. Evidence-based Obstetrics & Gynecology 2001;3:77-8.

Sadler LC, Davison T. A randomized controlled trial and meta-analysis of active management of labor. BJOG 2000;107:909-15.

Cómo citar

1.
Echavarría Restrepo LG, Campo Campo MN, Gómez Mejía AC. Manejo activo del trabajo de parto y su relación con la morbilidad materno perinatal. Revisión Servicio Clínica El Rosario y Universidad Pontificia Bolivariana - Medellín, Antioquia Agosto 2001 - Agosto 2002. Rev. Colomb. Obstet. Ginecol. [Internet]. 30 de junio de 2004 [citado 9 de diciembre de 2022];55(2):122-8. Disponible en: https://revista.fecolsog.org/index.php/rcog/article/view/599

Descargas

Los datos de descargas todavía no están disponibles.

Descargas

Publicado

2004-06-30

Número

Sección

Investigación Original
Crossref Cited-by logo